Medicina preventiva: Gerontes

+

¿Qué es la medicina preventiva?

Se conoce como medicina preventiva a la especialidad dentro de la medicina veterinaria que se enfoca en la detección temprana de enfermedades y el mantenimiento de la salud óptima de los animales.

Gran parte de las personas concurren a un veterinario solo cuando su mascota presenta algún síntoma o malestar. Aquí se procede a la revisión, diagnóstico y tratamiento, el cual puede ser costoso o de por vida.

Prevenir enfermedades mediante visitas frecuentes al veterinario  permite otorgar un tratamiento temprano, evitar casos graves de la enfermedad y  la propagación de la misma a otros animales o  personas que conviven con ellos.

Importancia en la adultez

En los últimos años la expectativa de vida de los animales ha aumentado, enfrentando a los profesionales a nuevas problemáticas. Al no contar con  una gran cantidad de valores de referencia para tener en cuenta (como si sucede en cachorros o animales jóvenes), la medicina preventiva nos permitiría adelantarnos al proceso de envejecimiento obteniendo datos para una correcta profilaxis.

Programas geriátricos, enfocados en la conservación de una buena salud en animales gerontes, posibilita la obtención de nuevas herramientas específicas para conocer y tratar enfermedades frecuentes asociadas a esta etapa.

Estrategias para una buena salud

Existen herramientas específicas con las que puede contar el profesional para prevenir trastornos en la salud de sus pacientes. Entre ellos podemos encontrar:

  • Nutrición adecuada

Una alimentación balanceada, adecuada al peso, actividad y edad de la mascota es de vital importancia a la hora de mantener una buena salud. Incluso existen alimentos específicos para aquellos animales que padecen una condición clínica específica.

  • Programa de vacunación

La vacunación es uno de los actos más importantes  dentro de la medicina preventiva. Respetar un plan de vacunación es un método eficaz para la prevención de enfermedades infecciosas y su propagación.

  • Visitas regulares al veterinario

El profesional puede indicar estudios para  verificar que no se presente ningún signo que pueda ocasionar problemas futuros, por ejemplo:

  • Control sanguíneo: Hemograma, determinaciones hormonales, química sanguínea, entre otros.
  • Análisis de orina.
  • Análisis de materia fecal.
  • Control cardiológico.
  • Control odontológico.

 

  • Detección de parasitosis

Realizar los controles correspondientes a la detección de parasitosis, tanto externas como internas, es sumamente importante dentro de la medicina preventiva. Esto no solo permite controlar a tiempo los daños que pueden causar en el animal, sino también evitar la propagación de enfermedades zoonóticas en la zona.  Enfermedades como Leishmaniosis o Toxoplasmosis entre otras, son detectables mediante métodos diagnósticos de laboratorio.

  • Prevención y detección de enfermedades infectocontagiosas

De igual manera que en la detección de parasitosis, el veterinario puede indicar pruebas de laboratorio para detectar alguna de estas enfermedades, como por ejemplo Psitacosis o Leptospirosis, y así prevenir el contagio a otros animales o personas.

Teniendo en cuenta que lo importante es mantener una alta calidad de vida en los animales a medida que aumenta su edad, es que recomendamos la medicina preventiva como mecanismo para la detección de enfermedades silenciosas y otros problemas que puedan surgir en relación con la vejez.

 

Deja un comentario